Compartir
Publicidad

El Colectivo Estudiantil de Ciudad Real ha anunciado, a través de un comunicado de prensa, que se sumará a la huelga general educativa que se celebrará el próximo 24 de marzo. Este viernes había acuerdo entre sindicatos y organizaciones estudiantiles para celebrar de forma conjunta una protesta, que en febrero se hizo en solitario por los estudiantes y que en Ciudad Real directamente no se dcelebró, a la espera de una convocatoria conjunta.

“Una huelga convocada principalmente contra el famoso decretazo del ministro Jose Ignacio Wert denominado 3+2, al cual se suma la subida de tasas, la Lomce, la reducción de becas MEC, la eliminación de las becas séneca y la expulsión por motivos económicos de 45.000 estudiantes de las universidades de nuestro país”, indica el Colectivo Estudiantil en el comunicado con el que anuncian su participación en la huelga. Además el Colectivo Estudiantil solicita la participación de “profesores, trabajadores públicos, padres y madres y estudiantes” en la jornada de protesta. 

El Colectivo considera que para acabar con el 3+2 es necesario que las diferentes organizaciones estudiantiles y sindicales se unan y llaman a participar y luchar contra este decreto a “las Delegaciones de Estudiantes de las universidades públicas para luchar por los intereses y derechos de los estudiantes”.

La Jornada de Huelga será similar a las que suele realizar el Colectivo Estudiantil de Ciudad Real con una manifestación que recorrerá el centro de Ciudad Real y pasaclases informativos los días antes para informar de la celebración de los paros. En esta ocasión, fuentes consultadas, han explicado que, de momento,  no valoran celebrar un encierro en el Campus de Ciudad Real, otras de ls acciones que suelen desarrollar. 

El Colectivo recuerda que el 3+2 es una “nueva reforma universitaria que no es ni más ni menos que la continuación del Plan Bolonia que fue implantado bajo los famosos grados (4+1) que consistían en cuatro años de grado y uno de máster. Mientras tanto el nuevo decreto 3+2 se basa en tres años de grado y dos de máster”. “El ministerio nos lo está vendiendo como que esta reforma supondrá un ahorro en la economía de las familias y con el argumento de que la mayoría de los países de Europa cuentan en sus universidades con este sistema”, afirma el Colectivo Estudiantil de Ciudad Real quien considera que la reforma se basa en razones económicos.

“La afirmación del ministerio de que la mayoría de los países cuentan con el 3+2 es mentira, la mayoría de los países no cuentan en sus universidades con el 3+2 y las que cuentan con el no es homogéneo sino que lo combinan con el grado (4+1). Además ciertas universidades europeas que lo están implantando están recelando de sus consecuencias. Por último no podemos olvidar la cuestión más importante y es que la lucha de las y los estudiantes de los pueblos de Europa no está permitiendo que se aplique con facilidad este sistema”, indica el Colectivo Estudiantil.  

“Un máster es un 67% más caro que el grado, llegando a costar actualmente entre 4.000 y 8.000 euros, si subimos a dos años el máster los precios oscilaran entre 8.000 y 12.000 solo el máster”, indica el Colectivo. “El ministerio lo que realmente persigue con este decreto es que aquellos estudiantes con menos dinero solo puedan acceder a unos estudios superiores muy generales y con unos contenidos muy básicos (3 años de grado), mientras tanto aquellos que tengan más dinero podrán optar a una especialización (2 años de máster) para poder optar a mejores puestos de trabajo en un futuro”.

Así afirman que el objetivo final es “los hijos pertenecientes a las clases trabajadores se vean excluidos del sistema universitario o con una formación muy básica que no les servirá para mucho, ya que nos exigen una especialización”. “Para ello los bancos y en especial el banco Santander están ofertado sus becas préstamos donde hipotecan las vidas de muchos universitarios que se ven desesperados al no poder pagar sus estudios, este decreto entiende la educación como algo donde se pueda hacer negocio”.

CSI-F se suma a la protesta universitaria

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI-F) se suma a la convocatoria de huelga estudiantil y estará en la protesta, según ha indicado a través de un comunicado de prensa, para “trasladar al Gobierno la oposición del cien por cien de los profesionales de la Universidad contra una reforma que ha afirmado pretende, de manera muy calculada, liquidar el modelo de universidad pública tal y como lo conocemos”. Asimismo el sindicato ha expuesto cuáles son las consecuencias de este sistema: “la reducción del número de créditos necesarios para finalizar los estudios de grado y la previsible pérdida de estudiantes, tendrán un impacto muy negativo en la financiación de las universidades, el empleo y las condiciones laborales del profesorado y del personal de administración y servicios, dando lugar a una reconversión del sector que no vamos a aceptar”.

Esta reforma supone para CSI-F adelgazar la universidad pública para engordar la privada, creando universitarios de primera y de segunda, en función de sus posibilidades económicas y ,por otra parte, reduciendo el número de docentes al pasar de cuatro a tres los años en las carreras. Por otro lado, CSI-F ha indicado que una posible solución sería la de igualar el precio de los créditos de grado y de los másteres, “para que no se produzcan discriminaciones en función de la renta” y explica que en la actualidad, el precio medio de un crédito es de 18 euros, mientras que el del máster oscila entre 32 y 39,5 euros.

Por último, CSI-F emplaza al Gobierno a que revise esta medida y se siente a negociar con las organizaciones sindicales, teniendo en cuenta además los calendarios electorales, en los que las formaciones políticas responsables y con aspiración a Gobierno deben establecer un contrato con sus votantes.

1 Comentario

Deja un comentario