Compartir

Después de que aquel maravilloso espejismo de los Chick Corea, Aldi Meola o Michel Camino iluminara los escenarios de Ciudad Real, el jazz ha sobrevivido en nuestra ciudad gracias al empeño de unos cuantos tozudos y apasionado de esta música. Es el caso de Antonio Calero, un músico y profesor universitario que, como buen contrabajista, ha sentado la base rítmica del movimiento jazzístico de la ciudad con Universijazz, un ciclo que inicia el próximo jueves su 10º aniversario. Todo un logro para una iniciativa cultural en Ciudad Real.

El encargado de abrir este nuevo curso será el pianista Juan Ortiz que actuará con su trío (a las 20:00 horas) en el salón de actos de la Facultad de Letras de Ciudad Real. Un concierto que, como viene siendo habitual en el ciclo, es gratuito hasta completar aforo.

Aprovechando la vuelta de los conciertos, hemos charlado con Antonio Calero sobre las perspectivas con las que arranca esta nueva temporada que continuará con la senda de colaboración con la Sociedad de Artistas Intérpretes o Ejecutantes (AIE) que, hace dos años, les permitió mantener vivo el ciclo en un momento en el que su continuidad estaba en el aire. A través de este convenio, la sociedad provee al festival de músicos “de una enorme calidad”. “Es cierto que hemos perdido cierto margen a la hora de programar, pero gracias a AIE hemos podido salvar el ciclo”, destaca Calero.

Pero este año, además de los cuatro o cinco conciertos que habitualmente forman la temporada, habrá un evento especial para celebrar estos 10 años de resistencia y buena música. “Queremos celebrarlo a lo grande con nuestro público que siempre ha sido muy fiel”, explica el responsable de este ciclo. La idea es realizar un concierto “especial” con varios artistas la próxima primavera que se celebrará fuera de la Facultad de Letras, para poder albergar al mayor número posible de gente. “Vamos a dedicarle el grueso de nuestro presupuesto para que sea un día especial”.

Haciendo una sencilla aritmética, en estos 10 años Universijazz ha programado alrededor de 50 conciertos, con jazz de todos los colores. “Hemos intentando siempre dar variedad para que se enganche mucha gente”. Desde el “jazz más puro”, hasta todo tipo de fusiones, por este festival han circulado algunas de las grandes figuras del panorama nacional y también históricos del jazz, como el batería Al Foster, cuando la onda expansiva del festival anterior todavía se notaba en los patrocinios.

“En Ciudad Real no hay mucho y es difícil, pero creo que hemos sabido hacer de la necesidad, virtud”, explica Calero, resaltando la fidelidad de un público, convertido ya casi en familia, que en el momento de mayor incertidumbre económica, salvaron el ciclo con sus propias aportaciones.

El reto para el próximo año es intentar que la gente más joven también se acerque y conozca la magia de escuchar jazz en directo. “Que vengan y prueben, porque es muy diferente a escuchar un disco, aquí ves a los músicos, cómo se comunican y sientes la música de una forma diferente”.

Para estos nuevos escuchantes o para los de toda la vida, Universijazz abre el próximo jueves una nueva temporada de este ciclo para gente que, sea del estilo que sea, le guste la buena música.

Puedes consultar toda la programación cultural de Ciudad Real en la APP de El CRisol de Ciudad Real. Descárgala aquí en Android.

1 Comentario

Deja un comentario