Compartir

La delegada de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha en Ciudad Real, Carmen Olmedo, mantuvo una reunión con los directivos de la Escuela Taurina de Miguelturra quienes solicitaron el apoyo del Gobierno regional para las actividades que realizan a lo largo de la temporada.Así, según explicó el director artístico de la escuela, Antonio Alegre ‘Clavileño’, los doce alumnos con los que cuenta de edades comprendidas entre los 6 y 22 años realizan a lo largo del año cuatro clases prácticas en tentaderos en el campo, actividad que conlleva un coste de unos 700 euros cada una de ellas, lo que implica un gran esfuerzo económico al tener en cuenta que la escuela sobrevive de pequeñas ayudas.

Además, Alegre puso el acento en el elevado coste que supone la celebración de un festejo menor, ya que entre personal auxiliar, los cuatro veterinarios y otros tantos profesionales sanitarios con UVI incluida al ser obligatorio por ley, ronda los 7.000 euros.

Acompañaron a Antonio Alegre ‘Clavileño’ el presidente de la escuela taurina, Juan Carlos Moya, y el secretario, Enrique Sendarrubias, quienes dieron a conocer a la delegada de la Junta la afición por el arte del toreo existente en Castilla-La Mancha, una de las comunidades autónomas con mayor número de escuelas taurinas. En la provincia de Ciudad Real, además de Miguelturra, que nació hace dos años, se une la escuela taurina de Alcázar de San Juan, creada hace tan solo unos meses.

3 Comentarios

  1. Si quieren mantener una escuela taurina que la paguen los alumnos con sus cuotas, como yo pago las clases de diferentes materias que les doy a mis hijos. Los que trabajamos no podemos mantener ya tantos caprichos

  2. que no enseñen a maltratar a los animales, que les inculquen otros valores a los chicos, no divertirse haciendo sufrir….

Deja un comentario