Compartir

El titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Ciudad Real ha dejado en libertad, sin medidas cautelares, al sacerdote acusado de presuntos abusos sexuales a menores en el Seminario de Ciudad Real ha quedado en libertad, tras tomarle declaración esta mañana.

Así lo ha confirmado a los medios el abogado del sacerdorte, Francisco Maroto, como recoge la Agencia Europa Press, tras la declaración en la que el acusado ha respondido durante dos horas a las preguntas del juez y el fiscal.

El abogado que no ha querido valorar en profundidad los hechos por tratarse de una investigación que abierta, ha resaltado que el sacerdote “no solo es que se haya ratificado en su inocencia, sino que ha respondido y clarificado a cada una de las preguntas que se le hacían y las cuestiones que se le han planteado”. Una inocencia que, según el letrado, su cliente “podrá demostrar”.

El abogado ha dicho que el sacerdote está “todo lo tranquilo que puede estar una persona que está inmersa en un procedimiento penal, más en su condición de sacerdote, vocación de la que ha sido apartado, por lo que está bastante mal desde el punto de vista emocional y psicológico“.

Según ha confirmado, son nueve los niños que han manifestado que se habrían dado conductas que pudieran considerarse como abusos, aunque ha incidido en que, por el momento, ninguna familia ha presentado denuncia.

Deja un comentario