Compartir

La macro misión comercial llevada a cabo en el marco del Plan de Promoción Exterior 2016 de la Cámara de Comercio de Ciudad Real y que cuenta con la cofinanciación de la Diputación Provincial ha concluido siendo Polonia y República Checa los mercados que más interés despertaron entre las empresas agroalimentarias de la provincia.

El objetivo de este plan ha sido apoyar a las empresas de Ciudad Real a iniciar y consolidar el proceso de internacionalización, mejorando así su competitividad y acceso a los mercados exteriores. En él han participado un total de 16 empresas de diferentes sectores de Ciudad Real.

Los dos primeros mercados incluidos en la misión, Polonia y República Checa, fueron los que mostraron más interés despertaron entre las empresas agroalimentarias de la provincia, con representación de prácticamente todos los sectores más destacados de nuestra economía (desde vino hasta queso pasando por aceite y productos cárnicos).

La Cámara de Comercio ha explicado, a través de un comunicado de prensa, que Polonia, el único país de la Unión Europea que no ha sufrido una recesión económica durante la reciente crisis, sigue siendo uno de los principales mercados para los productos de Ciudad Real en Europa. Con un potente mercado interior de casi 40 millones de consumidores de creciente poder adquisitivo, ofrece grandes oportunidades, como han podido comprobar in-situ las empresas que han participado en esta misión.

Por otra parte, la República Checa, con 10 millones de habitantes, uno de los países europeos que integra el grupo de economías que más rápido han superado la crisis económica, fue el segundo mercado que visitó la delegación empresarial. Un crecimiento económico muy elevado en el 2015 debido al aumento de la demanda interna y a las numerosas inversiones públicas, unas condiciones financieras óptimas, un aumento sostenido de los salarios y un fortalecimiento de la demanda hace que las previsiones de crecimiento del país en el 2016 y 2017 estén entre las más altas de la Unión Europea. «Esta circunstancia, junto con el hecho de que su capital Praga se haya afianzado como punto de entrada de empresas a los cuatro países del grupo del Visegrado (Polonia, República Checa, Eslovaquia y Hungría), hace de este país centroeuropeo uno de los destinos más comunes a la hora de realizar viajes de prospección por parte de nuestras empresas» continúa el comunicado.

La segunda parte de la misión comercial tuvo lugar en Minsk, capital de Bielorrusia, y en la ciudad rusa de Moscú. La situación económica en estos dos países no pasa por su mejor momento, pero estamos ante un bloque económico de enorme potencial y tamaño cuyo crecimiento se recuperará una vez las sanciones comerciales desaparezcan y se recuperen los precios de las materias primas, de las que depende en gran medida la Federación Rusa.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.